comscore
domingo, 14 agosto 2022 1:37

Letizia Ortiz planta (otra vez) al rey Felipe y se divierte con amigos en Malasaña

No es la primera vez que la Reina Letizia decide hacer una escapada sola, de soltera, sin la compañía de su esposo, ni de sus hijas. Tras varios años de tira y afloja, por fin logró imponer su voluntad y nos acostumbró a todos, Casa Real incluida, a tener tiempo exclusivamente para ella, lejos de una marcada agenda institucional y fuera de sus “horarios laborales”.

Tal es así que según hemos podido saber, la reina consorte fue vista el pasado martes tomando un refrigerio en un conocido bar del madrileño barrio de Malasaña, barrio donde ha sido vista en varias ocasiones ante el asombro de los jóvenes, y los no tan jóvenes, que la transitan a altas horas de la madrugada. Al parecer la reina, antes plebeya, era una joven que solía salir por la zona más de moda y alternativa de la capital.

Doña Letizia estuvo en uno de los locales más emblemáticos del barrio de Malasaña. Una cafetería coqueta, pequeña y con una iluminación muy especial

La esposa del Rey Felipe VI llegó alrededor de las diez de la noche al Café de la Luz, a tan sólo cinco minutos de la Gran Vía, con un grupo de amigos que al parecer, se trataría de algunos compañeros de facultad de Doña Letizia, con quienes compartieron horas de estudio y confidencias en su época de universitaria en la facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid.

La Reina busca, con esta independencia social, dar un poco de oxígeno al matrimonio, siempre puesta en tela de juicio

Estas salidas por separado, no son más que un acuerdo al que llegaron tras una grave crisis matrimonial que hizo tambalearse seriamente el matrimonio, al punto que Casa Real tuvo que reconocer que habían superado este bache que ya estaba en boca de todos. Estas escapadas en solitario ayudan al matrimonio pero sobre todo a doña Letizia a escaparse del encorsetamiento y presión al que se ve sometida. Es tal el acuerdo, que hace escasamente dos semanas pudimos ver a Don Felipe en una reunión de amigos en La Hacienda del Cardenal en la ciudad imperial de Toledo, tras haber pasado la mañana con su esposa e hijas en el Teatro Lara.